LA FUNDACIÓN PEDRO CANO CELEBRA EL DÍA DEL LIBRO

La Fundación Pedro Cano celebró ayer el Día del Libro con dos actividades muy especiales, una dedicada a los más pequeños y otra dedicada a todo aquel que fuera amante de la lectura y de los clásicos. 

 

Por la mañana, más de treinta niños pudieron disfrutar de las enseñanzas del pintor, que trajo consigo "Pinocho", un libro muy querido de su niñez. 

 

Los niños también trajeron un libro y tuvieron que dibujar su personaje favorito "sin copiar", como muy bien indicó Pedro Cano a sus alumnos durante la explicación, lo más importante de todo era usar la creatividad a la hora de pintar. 

 

Por la tarde se desarrolló una actividad totalmente distinta. El club de lectura A.S. de Blanca, homenajeó el cuarto centenario de la muerte de Miguel de Cervantes leyendo su obra más universal "Don Quijote de la Mancha". El Ayuntamiento puso a disposición de todas las personas interesadas, el material para la lectura de la obra en la Biblioteca Municipal y múltiples voluntarios se ofrecieron para leerla ayer en el museo.